14.11.2019   |   Schlüchtern   |   Alemania

Máxima prioridad para el tamaño de lote 1

Dimensionar la celda SAWTEQ B-320 flexTec como base para la producción económica de 1 pieza en el fabricante de muebles Rudolf

"Antes podíamos hacer realidad unos 300 deseos de los clientes, mientras que ahora debemos cumplir más de 3000 si queremos seguir siendo competitivos".

Karl Friedrich Rudolf, gerente de la fábrica de muebles Rudolf

Un artículo de la revista especializada HK, 04/2019. http://hk-magazin.com/hk-magazin/suche/default.asp?rb=alle&alle_item=49482&i_item=49482&alle_step=15&alle_start=1

La fábrica de muebles Rudolf es un caso excepcional: gracias a la tecnología más avanzada, el flujo de material en sus instalaciones de 10 000 m² es casi perfecto. La celda de sierra de robot SAWTEQ B-320 flexTec de Homag desempeña un papel importante. Está diseñada específicamente para cortar tableros individuales y destaca por sus secuencias automáticas y eficaces. Sin embargo, no es lo único reseñable del parque de maquinaria de esta empresa ubicada en Hesse.

Por Norbert Schmidt

"Nuestro flujo de material no es perfecto", declara Karl Friedrich Rudolf, gerente de la fábrica de muebles Rudolf. "Con ayuda externa, hemos tratado de colocar las máquinas correctamente para conseguir nuestro objetivo. Sin embargo, no alcanzaremos la perfección hasta que no funcione el flujo de datos", y se siguen esforzando para conseguirlo. Karl Friedrich Rudolf afirma que "todo empieza por la práctica". Según su punto de vista, se encuentran en la dirección correcta: poco a poco y con constancia. Confía plenamente en las máquinas de Homag para evitar los problemas de las interfaces, pero no puede ignorar las exigencias del mercado. Karl Friedrich Rudolf describe así la evolución: "Antes podíamos hacer realidad unos 300 deseos de los clientes, mientras que ahora debemos cumplir más de 3000 si queremos seguir siendo competitivos".

La fábrica Rudolf produce muebles para dormitorios juveniles, apartamentos, oficinas domésticas y vestuarios, unos nichos de mercado en los que se ha establecido cómodamente. Solo las camas plegables para apartamentos ya cuentan con varios cientos de millones de variantes. En Rudolf fabrican íntegramente sus 10 000 piezas y disponen de un taller de pintura propio. No es de extrañar que hace ya 20 años los responsables de Rudolf fijaran el punto de mira en la producción pieza a pieza. Sin embargo, el esfuerzo manual era elevado, había muchos almacenes provisionales y se solían perder piezas, con el elevado coste que suponía volver a fabricarlas. Además, se demostró que comprar piezas en bruto de medidas fijas resultaba poco rentable, ya que los restos que no se utilizaban aumentaron excesivamente.

Así fue como se detectó la necesidad de disponer de un sistema de corte propio. En 2010 se instaló un almacén de tableros automático y se añadió una instalación angular HKL 380 (actualmente conocida como SAWTEQ B-300) de Homag para los cortes. También se montó una sierra de prensor de carga manual, una HPP 200 (actualmente conocida como SAWTEQ B-200), para cortar las piezas una a una. Esta sierra sigue existiendo a día de hoy. En la fábrica se le conoce como la "sierra Ferrari" y se encarga de las acciones rápidas. Para adaptarse sin problemas a las necesidades del futuro, se subió al tren la consultoría de gestión de empresas Lignum Consulting. No tardaron en detectar la falta de automatización y flexibilidad. Karl Friedrich Rudolf describe así lo que busca: "Tenemos que fabricar todas las piezas en el orden correcto, desde que se cortan hasta que se distribuyen". Para lograrlo, se necesita el mejor hardware y el mejor software.

Con la sierra SAWTEQ B-320 flexTec, Rudolf ha instalado en su nave una celda de corte que está diseñada específicamente para cortar tableros individuales y destaca por sus secuencias automáticas y eficaces. El robot permite utilizar una sola sierra para realizar los cortes en sentido longitudinal y transversal de forma automática. Además, se reduce el espacio necesario, ya que solo hacen falta un cuerpo de sierra, un empujador, una mesa de máquina y un sistema de eliminación de retales. Las hojas de sierra extrafinas aprovechan mejor el material y reducen el consumo de energía. El moderno sistema de aspiración con la innovadora tecnología dustEx que detecta las virutas justo en la línea de corte se encarga del resto.

El robot mueve los tableros empleando una tecnología de vacío cuidadosa. Este robot industrial homologado reduce casi del todo las interrupciones durante la producción, aumenta la disponibilidad hasta casi el 100 % y disminuye notablemente el porcentaje de errores. La impresora de prensor identifica todas las piezas de forma automática, inmediata y en el lugar de fabricación. Las etiquetas incluyen toda la información necesaria para los mecanizados posteriores. Tiene una capacidad de hasta 1500 piezas por turno y permite reducir considerablemente los costes por unidad de la fabricación del tamaño de lote 1.

Los responsables de producción de la fábrica de muebles han dedicado mucho tiempo (dos años y medio) en planificar todo con calma y decidir cuál es el sistema ideal para la fabricación pieza a pieza. Durante este proceso, además de elegir la sierra, también optaron por la máquina de formato para encolar cantos KFR 610 (actualmente EDGETEQ S-800) con retorno automático de piezas con travesaño de elevación TFU 820 (actualmente LOOPTEQ C-500), que permite aplicar el material de canto en los cuatro lados de la pieza. Actualmente, la sierra de robot está unida a la celda de cantos para proporcionarle las piezas. Se combinaron en otoño de 2018. En primavera de 2019, la fábrica de muebles Rudolf dio otro paso decisivo en la fabricación automatizada pieza a pieza y adquirió una taladradora automática DRILLTEQ H-500, que se encarga de todas las perforaciones necesarias para cada trabajo.

"Las máquinas son la base para que la producción pieza a pieza sea rentable", afirma Karl Friedrich Rudolf. "El software completa todo el proceso" y, en este aspecto, Rudolf también ha confiado en Homag y ha incorporado el ControllerMES. El sistema está en funcionamiento desde abril de 2018 y ya ha demostrado su eficacia en el corte y la aplicación de material de canto. "Actualmente estamos integrando las taladradoras automáticas y el montaje en el sistema MES".

Los pilares de la digitalización en la fábrica de muebles Rudolf son la máxima calidad de los datos y la transparencia absoluta, además de unos procesos de producción eficaces. Para Karl Friedrich Rudolf, el tamaño de la empresa no determina la calidad del proceso de fabricación. ControllerMES, el sistema de gestión de la producción de Homag Consulting & Software, ofrece un flujo constante de información en la fabricación, además de la posibilidad de establecer un sistema digital de organización y planificación de la producción. Los datos se generan en un software de construcción previo, como woodCAD/CAM, y de ahí se transfieren a ControllerMES, lo que garantiza el procesamiento continuo de los datos. Al cortar los tableros en la sierra, se colocan automáticamente etiquetas con códigos de barras que permiten identificar cada pieza constructiva con exactitud, independientemente de la fase de producción en la que se encuentre. Asimismo, al leer el código de barras, se preparan los datos necesarios en la máquina correspondiente. Los retales se reducen gracias a la agrupación flexible de los pedidos en la formación de lotes y a la comunicación inalámbrica con el programa de optimización del corte Cut Rite.

En ControllerMES se puede visualizar el progreso de los pedidos a lo largo de todo el proceso de producción, lo que permite comprobar de un vistazo si todos los componentes están listos para el montaje. Gracias a la lógica predefinida, ControllerMES también resulta útil en caso de tener que volver a fabricar una pieza rápido. Lo que más preocupa a Karl Friedrich Rudolf, gerente de la empresa, es la seguridad en el montaje. Para garantizarla utiliza sus dispositivos "Push-per-Light", que muestran en qué carro de bandejas se debe colocar cada una de las piezas suministradas desde la máquina de formato para encolar cantos KFR 610 (actualmente EDGETEQ S-800) a través de un búfer de erizo.

Rudolf ha invertido mucho en procesos eficientes y quiere seguir en esta dirección porque sabe que es la única forma de asegurar el futuro de su fábrica de muebles.

Volver a Lista

Möbelfabrik Rudolf

Die Möbelfabrik Rudolf ist ein familiengeführter Möbelhersteller im hessischen Schlüchtern. Karl-Friedrich Rudolf, Gesellschafter und Geschäftsführer, führt das Unternehmen nun in der vierten Generation. Sie produzieren Jugend- und Appartement­einrichtungen, Objekteinrichtungen und Einzelmöbel. 

Sie möchten mehr über die Möbelfabrik Rudolf erfahren?

Preguntas adicionales?

Stiles Machinery Inc.

+1 616 698 75 00 info@stilesmachinery.com Formulario de contacto